¿Cómo hacer un inventario de productos? Guía Paso a Paso

¿Te has encontrado alguna vez con la incertidumbre de no saber exactamente qué productos tienes disponibles para tus clientes? Un inventario de productos es la piedra angular de cualquier negocio que maneje mercancías. Es el registro sistemático de todos los artículos que una empresa tiene en stock, y su importancia es vital. No solo permite conocer en tiempo real lo que está disponible para la venta, sino que también brinda información crucial para la toma de decisiones estratégicas. Mantener un inventario actualizado y bien gestionado puede ser la diferencia entre satisfacer la demanda del mercado o enfrentarse a estantes vacíos.

🤔 ¿Qué es un inventario de productos?

Un inventario de productos es un listado detallado que incluye cada uno de los artículos que una empresa tiene en su posesión para la venta o producción. Este inventario es una herramienta esencial para la gestión de cualquier negocio que maneje bienes físicos, pues refleja no solo la cantidad, sino también la variedad y el estado de los productos disponibles.

Realizar un seguimiento preciso de estos datos es fundamental para operaciones eficientes, ya que afecta directamente áreas como la contabilidad, la cadena de suministro y el servicio al cliente.

😯 ¿Para qué sirve un inventario?

Administrar un inventario resulta ser una práctica indispensable para cualquier empresa que maneje bienes físicos. Su utilidad radica en la capacidad de proporcionar una visión clara del stock existente, lo cual es crucial para:

  1. Asegurar una adecuada rotación de productos, previniendo la obsolescencia y minimizando el exceso de stock.
  2. Facilitar la planificación y compra eficiente de mercancías, evitando la escasez y garantizando la satisfacción del cliente.
  3. Mejorar la precisión en la elaboración de presupuestos y la proyección de ventas, lo que permite una estrategia financiera más efectiva.
  4. Incrementar la eficiencia operativa al optimizar la gestión de almacenamiento y distribución.
  5. Proporcionar información fidedigna para la toma de decisiones estratégicas en cuanto a promociones, descuentos y lanzamientos de nuevos productos.

📝 ¿Cómo hacer un inventario de productos? Guía Paso a Paso

Te diremos a continuación cómo hacer un inventario de productos paso a paso:

Establece el método de inventario

El método de inventario que elijas será el fundamento de tu proceso. Por ejemplo, si tienes un negocio de venta de ropa, podrías optar por un sistema perpetuo que actualice el stock con cada venta o devolución, utilizando software de inventario para rastrear cada artículo en tiempo real.

Por otro lado, un negocio más pequeño o con menos movimiento de productos, como una librería independiente, podría preferir un sistema periódico, haciendo recuentos físicos semanalmente o mensualmente.

Prepara tu espacio de trabajo

Antes de contar, es vital que tu almacén esté en orden. Si vendes productos electrónicos, asegúrate de que todos los artículos similares estén agrupados; los smartphones de un modelo específico deben estar juntos, separados de las tablets o los accesorios. Cada sección debe estar claramente etiquetada y, si es posible, separa el stock antiguo del nuevo para evitar confusiones.

Reúne las herramientas necesarias

Para un negocio de componentes de hardware, por ejemplo, una hoja de cálculo detallada que incluya columnas para número de parte, descripción, ubicación y cantidad es esencial. Asegúrate de tener suficientes dispositivos de conteo, como escáneres de código de barras, y si el proceso es manual, no olvides las hojas de registro, bolígrafos y calculadoras.

Realiza el conteo físico

Inicia en una esquina del almacén y muévete sistemáticamente. En un negocio de ferretería, contarías los clavos, tornillos y herramientas, registrando cada tipo. Si tienes un escáner de código de barras, úsalo para cada caja o paquete, asegurándote de que la cantidad física coincida con la que aparece en tu sistema.

Registra las diferencias

Mientras realizas el conteo, es probable que encuentres diferencias entre lo que tienes en el almacén y lo que indican tus registros. Por ejemplo, si diriges una tienda de autopartes y descubres que hay menos filtros de aceite de los esperados, anota la discrepancia. Es crucial investigar estas diferencias para descubrir su origen, ya sea por errores de registro, problemas de suministro o robo.

Actualiza los registros

Después de completar la cuenta física, es momento de actualizar los registros. Supongamos que gestionas una librería; deberás ingresar la información recabada en tu sistema, ajustando las cantidades de cada título y edición según lo contado físicamente. Si utilizas un software de gestión, este paso puede implicar simplemente escanear los productos y dejar que el sistema ajuste las cifras automáticamente.

Revisa y ajusta

Una vez actualizado el inventario, dedica tiempo a revisar los datos. En una tienda de artículos deportivos, verifica que el número de pelotas de fútbol, raquetas y zapatillas esté correcto en el sistema. Si detectas errores, haz los ajustes pertinentes. Asegúrate de comprender por qué sucedieron las discrepancias para prevenir futuros errores.

Realiza auditorías regulares

La precisión del inventario depende de la consistencia. Por ejemplo, en una bodega de vinos, podrías realizar auditorías mensuales para comparar el inventario físico con los registros de ventas y adquisiciones. Esto te permitirá detectar y resolver rápidamente cualquier desviación.

😎 Ejemplos de inventarios de una empresa

Mira con atención estos ejemplos de inventarios de una empresa:

Inventario de un supermercado

Para el inventario de un supermercado, los registros contables muestran 80 botellas de detergente líquido marca B de 2 litros, pero el conteo físico arroja un total de 100 botellas. Esta discrepancia indica que hay 20 botellas más en el almacén de lo que se tenía registrado. Este excedente podría deberse a un error en la recepción de mercancías donde no se registró la entrada de un lote, o bien a un error en el registro de ventas.

Para ajustar los registros contables y reflejar la cantidad real, se debe añadir estas 20 botellas al inventario existente en el sistema. En la práctica, esto implicaría hacer una entrada de ajuste en el libro de inventarios aumentando la cantidad de stock de detergente líquido. También es crucial revisar y reconciliar los documentos de compra y recepción de mercancías para corregir la fuente del error y asegurar la precisión de futuros inventarios.

Inventario de una tienda de ropa

En el inventario contable de una tienda de ropa se registran 25 camisas de manga larga marca X en azul talla M, pero el conteo físico muestra solo 20. La diferencia de cinco camisas podría deberse a robos, devoluciones no registradas o errores en la venta.

En caso de querer ajustar los registros, se debería realizar una entrada en el sistema disminuyendo la cantidad de camisas de esa categoría en cinco unidades y reflejar este ajuste en el estado de resultados como mermas o, si se identifica la causa, ajustar la categoría correspondiente, por ejemplo, devoluciones.

Inventario de una ferretería

El inventario contable de una ferretería muestra 220 tornillos de cabeza plana de 5 mm, pero físicamente solo hay 200. La diferencia de 20 tornillos podría explicarse por un conteo incorrecto anterior o por deterioro del producto que no fue registrado.

Para ajustar el inventario en los registros, se debe reducir la cantidad de tornillos en el sistema en 20 unidades. Además, es importante actualizar las políticas de control de inventario para evitar futuras discrepancias y asegurar que se registren correctamente todos los movimientos de stock.

✨ Consejos para hacer un inventario

Ten en mente los siguientes consejos para hacer un inventario sin errores:

Utiliza un software de gestión de inventario

Implementar un sistema de gestión de inventario puede automatizar y simplificar el proceso. Por ejemplo, los programas pueden sincronizar las ventas en tiempo real, ayudando a mantener un registro exacto de las existencias.

Realiza inventarios cíclicos

En lugar de hacer un recuento anual, divide tu inventario y cuenta diferentes secciones o categorías de productos en diferentes momentos del año. Esto puede reducir el tiempo de inactividad y los errores asociados con los grandes recuentos.

Capacita al personal adecuadamente

Asegúrate de que todos los empleados que participen en el proceso de inventario comprendan cómo hacerlo correctamente. La capacitación adecuada puede reducir significativamente los errores de conteo.

Mantén un área de almacenamiento organizada

Una buena organización del almacén o área en el que se encuentran los bienes que deben ser auditados facilita el recuento y la gestión de inventario. Por tal motivo, es recomendable asignar lugares específicos para cada producto y mantenlos consistentemente en el mismo lugar.

Realiza auditorías sorpresa

Las auditorías sin aviso previo pueden ayudar a detectar problemas como el robo o el mal manejo de los inventarios.

Mantén un registro de las discrepancias

Documenta las diferencias entre el conteo físico y el registro contable para identificar patrones que puedan indicar problemas sistémicos en el proceso de inventario.

Franco Barriga
Franco Barriga
Experto en Marketing desde 2006. Fanático de Android y redes sociales. Manejo herramientas audiovisuales que complementan mi trabajo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir a la barra de herramientas